Skip to main content
Menu

Reemplazo del Disco Cervical


Transcripción

Si tiene una condición en su cuello que hace presión en su médula espinal o nervios espinales,

su médico puede recomendar el reemplazo del disco cervical.

La columna vertebral en su cuello, llamada columna cervical, tiene siete huesos, llamados vértebras.

La parte frontal de cada vértebra es llamada cuerpo vertebral , excepto por la primera vértebra.

Entra la mayoría de vertebras hay una amortiguación suave de cartílagos llamado disco invertebrado. 

La parte posterior de cada vértebra tiene una sección curva llamada el arco vertebral.

Salvo por la primera vértebra, cada arco vertebral tiene una proyección ósea llamada proceso espinal.

En cada lado del proceso espinal hay una pieza plana de hueso llamada lámina.

El arco vertebral de la vértebra rodea y protege su médula espinal,

una columna de tejido nervioso frágil que conecta su cerebro con otros nervios en su cuerpo.

Su médula espinal pasa a través de un espacio cerrado, llamado canal vertebral, el cual está formado por arcos vertebrales de su vértebra. 

Con el tiempo, su columna cervical puede desarrollar problemas como el encogimiento del disco,

un disco herniado o roto o crecimientos óseos en su vértebra, llamado espolones óseos.

Estos cambios pueden reducir el canal vertebral y colocar presión en su columna espinal o los nervios que ramifican de ella.

La presión puede provocar dolor en el cuello y rigidez o dolor, entumecimiento y debilidad en sus brazos o manos.

Antes de la cirugía, se colocará una vía intravenosa o IV.

Usted puede recibir antibióticos por vía intravenosa para disminuir la posibilidad de infecciones.

Se le colocará anestesia general para que esté inconsciente y sin dolor durante la cirugía.

Se le insertará un tubo respiratorio por la boca y la garganta para ayudarlo a respirar durante la operación.

Su cirujano hará una incisión en su cuello. 

La parte de su columna cervical que contine el disco dañado será expuesta.

Su cirujano retirará todo el disco dañado. Luego su cirujano retirará todos los espolones óseos. 

Se cortarán los cuerpos vertebrados encima y debajo del disco removido para permitir la colocación de un disco artificial.

Finalmente, su cirujano insertará el disco artificial, el cual puede ser colocado en su lugar con tornillos.

El disco artificial está diseñado para preservar el movimiento normal en este nivel de su columna.

La incisión de su piel puede ser cerrada con pegamento quirúrgico o cinta de sutura cutánea.

Después de la cirugía, se le retirará el tubo respiratorio y se le trasladará al área de recuperación para controlarlo.

Le darán medicamentos contra el dolor si fuese necesario.

Se le dará de alta del hospital dentro de uno o dos días después de la cirugía.