Skip to main content
Menu

Uso de muletas - Instrucciones del alta


Transcripción

Este video le enseñará cómo usar sus muletas. Sírvase ver todo el video antes de usar sus muletas.

Las muletas le ayudarán a moverse sin dejar caer el peso en el pie o pierna lesionados.

Si sufrió una lesión o le operaron un pie o pierna, quizá necesite usar muletas.

Hablaremos sobre ciertas partes de las muletas en este video.

La parte superior de la muleta se llama almohadilla. El mango que está en medio se llama agarradera.

La parte inferior de goma que está en contacto con el piso se llama punta de muleta.

Antes de usar muletas, necesitará estar seguro de que se ajustan correctamente a su cuerpo.

Paso uno: Coloque una muleta debajo de cada brazo a los lados del cuerpo mientras está de pie.

Paso dos: Relaje los hombros y deje caer los brazos sobre las muletas. Las almohadillas de la muleta no debe tocar las axilas.

Paso tres: Verifique cuánto espacio hay entre sus axilas y las almohadillas.

Deben haber 2 pulgadas o 5 centímetros de espacio entre ambas. Es decir, casi dos o tres dedos de ancho.

Este espacio evita que las almohadillas de la muleta presionen los nervios y los vasos sanguíneos de las axilas.

La presión en los nervios y venas puede causar hormigueo y debilidad en el brazo.

Si las muletas no tienen la altura correcta, puede ajustarlas.

Verifique las instrucciones de uso de sus muletas o póngase en contacto con su proveedor de cuidado de salud si no está seguro de cómo hacerlo.

Paso cuatro: Verifique la altura de las agarraderas de las muletas.

Sus muñecas deben estar al mismo nivel de las agarraderas.

Si las agarraderas no tienen la altura correcta, puede ajustarlas.

Verifique las instrucciones de uso de sus muletas o póngase en contacto con su proveedor de cuidado de salud si no está seguro de cómo hacerlo.

Ahora, usted aprenderá cómo levantarse con las muletas.

Paso uno: Estando de pie sobre su pierna sana, tome una agarradera con cada mano.

Paso 2: Apriete ambas almohadillas a los lados de su pecho y parte alta de los brazos.

No coloque sus axilas sobre las almohadillas de las muletas para sostener su cuerpo.

Usted sostendrá su peso con las agarraderas.

Paso tres: Separe las puntas de las muletas y colóquelas suavemente frente a usted en el piso.

Esto se conoce como un trípode, o base triple. Ahora, usted aprenderá cómo caminar con las muletas.

Asegúrese de estar viendo por dónde camina. No solo mire sus pies.

También tenga cuidado al caminar, porque necesitará más espacio a ambos lados del cuerpo para las muletas.

Paso uno: Mientras se mantiene de pie con las muletas, mueva las puntas un paso hacia delante de usted.

Paso dos: Ahora recargue su peso sobre las agarraderas de las muletas. Ahora balancee la pierna lesionada hacia adelante.

Paso tres: Dé un paso con su pierna sana. Asegúrese de pisar bien el suelo o dar el paso solo un poco delante de las muletas.

Paso cuatro: Mueva las puntas de las muletas un poco hacia delante para balancear su peso. Repita los pasos para seguir caminando.

En ocasiones, su cirujano puede permitirle poner peso a su pierna operada cuando camine con muletas.

Se le puede pedir que: Solo toque el dedo del pie en el piso para equilibrar, pero sin ponerle peso.

Camine usando la mitad del peso que normalmente usa para hacerlo.

Deje caer el peso que pueda tolerar sobre su pierna operada.

O no deje caer nada de peso en su pierna cuando camine con las muletas.

Siga las instrucciones de su cirujano sobre si debe poner peso, y cuánto, en su pierna operada cuando camine con las muletas.

Ahora, usted aprenderá a sentarse con las muletas. Paso uno: Póngase de pie al lado de o frente a la silla.

Paso dos: Mueva ambas muletas debajo de sus brazos al lado lesionado. Sosténgalas con las agarraderas con esa mano.

Paso tres: Agarre el apoyabrazos de la silla o siéntese con su otro brazo.

Paso cuatro: Extienda su pierna lesionada frente a usted y acérquese al asiento.

Y aquí está cómo levantarse con las muletas.

Paso uno: Mientras está sentado, extienda su pierna lesionada frente a usted.

Paso dos: Mueva ambas muletas a su lado lesionado. Sosténgalas con las agarraderas con esa mano.

Paso tres: Coloque la otra mano en el asiento de la silla o apoyabrazos.

Paso cuatro: Mientras soporta su peso en la silla y las muletas, mueva rápidamente su cuerpo al borde del asiento,

y empújese para levantarse sobre su pierna saludable.

Paso cinco: Coloque una muleta debajo de cada brazo para formar un trípode.

Ahora, aprenderá cómo usar las muletas para subir escaleras con pasamanos.

Paso uno: Comience tan cerca de las escaleras como le sea posible. No importa de qué lado esté el pasamanos ni cuál sea la pierna lesionada.

Paso dos: Mueva la muleta que está más cerca al pasamanos al brazo opuesto. Sostenga ambas muletas con las agarraderas con esa mano.

Paso tres: Agarre el pasamanos con su mano libre. Descanse su peso sobre el pasamanos y las agarraderas de las muletas.

Paso cuatro: Levante la pierna sana hacia el siguiente escalón.

Paso cinco: Empuje las muletas y a usted hacia el siguiente escalón. Repita este proceso para cada paso en los escalones.

Quizá también necesite subir escaleras que no tengan pasamanos.

Paso uno: Comience tan cerca de las escaleras como le sea posible. Mantenga una muleta bajo cada brazo.

Ahora recargue su peso sobre las agarraderas de las muletas.

Paso dos: Use su pierna sana para subir o saltar el siguiente escalón.

Paso tres: Empuje las muletas y a usted hacia el siguiente escalón. Repita este proceso para cada paso en los escalones.

Aquí le mostramos cómo bajar escaleras con pasamanos.

Paso uno: Comience tan cerca de las escaleras como le sea posible. No importa de qué lado esté el pasamanos ni cuál sea la pierna lesionada.

Paso dos: Mueva la muleta que está más cerca al pasamanos al brazo opuesto. Sostenga ambas muletas con las agarraderas con esa mano.

Paso tres: Agarre el pasamanos con el brazo libre.

Paso cuatro: Coloque las muletas juntas sobre el siguiente escalón.

Asegúrese de colocar las muletas en medio del escalón para poder balancear su peso.

Paso cinco: Mueva lentamente la pierna lesionada hacia adelante.

Descanse su peso sobre el pasamanos y las agarraderas de las muletas.

Paso seis: Levante su pierna sana hacia el siguiente escalón. Repita este proceso para cada paso en los escalones.

Aquí le mostramos cómo bajar escaleras sin pasamanos.

Paso uno: Comience tan cerca de las escaleras como le sea posible. Mantenga una muleta bajo cada brazo.

Paso dos: Apoye hacia adelante y coloque las muletas en medio del siguiente escalón.

Ahora recargue su peso sobre las agarraderas de las muletas. Paso tres: Mueva lentamente la pierna lesionada hacia adelante.

Paso cuatro: Levante su pierna sana hacia el siguiente escalón. Repita este proceso para cada paso en los escalones.

Ahora usted ya sabe cómo ponerse de pie, sentarse, levantarse de una silla, caminar y subir y bajar escaleras con muletas.

Recuerde hacerlo lentamente al principio. Dése tiempo para acostumbrarse a las muletas.

Ponga su peso en las agarraderas, no en las almohadillas de las muletas. Pida ayuda cuando la necesite.