Skip to main content
Menu

TVP y Embolia Pulmonar


Transcripción

Si está inmóvil durante un período prolongado debido a cirugía, embarazo, enfermedad o viaje, puede estar en riesgo de desarrollar una trombosis venosa profunda o TVP,

la cual es una afección en donde se forma un coágulo de sangre en una vena profunda del cuerpo, normalmente en las piernas.

A diferencia de las arterias, que dependen del corazón para que haga circular sangre a través de ellas, las venas transportan sangre con la ayuda de contracciones musculares mientras uno se mueve o camina.

Las venas también tienen válvulas que evitan que la sangre fluya en sentido contrario y se acumulen en los brazos y piernas.

Cuando está inmóvil durante un período prolongado, la velocidad de su circulación venosa disminuye.

Por consiguiente, los factores de coagulación de la sangre pueden provocar que la sangre lenta se junte, formando un coágulo de sangre o "trombo".

Esta afección se denomina trombosis venosa profunda o TVP.

Los síntomas comunes de la TVP incluyen: Hinchazón de la pierna o de una vena de la pierna, dolor o sensibilidad en el área, incremento en la temperatura de la piel o piel roja o pálida.

En algunos casos de TVP, un coágulo de sangre puede desprenderse de una vena profunda y unirse al flujo sanguíneo.

El coágulo viaja desde las venas profundas de la pierna a través de las venas del abdomen hasta el corazón y finalmente alojarse en la arteria pulmonar o en sus ramas, bloqueando el flujo sanguíneo hacia los pulmones.

Esta afección, denominada embolia pulmonar, es muy grave y puede causar daños permanentes en una parte del pulmón.

Si el coágulo es grande o si hay muchos coágulos, la embolia pulmonar también puede causar la muerte.

Si presenta síntomas de embolia pulmonar, avísele a su médico o enfermera de inmediato.

Estos síntomas pueden incluir: falta de aire, dolor agudo repentino en el pecho, sensación de debilidad o mareo, latidos del corazón rápidos o irregulares,

o tos que produce sangre.

Para ayudar a prevenir la trombosis venosa profunda y la embolia pulmonar, su médico puede ordenarle hacer lo siguiente:

caminar periódicamente para evitar que la sangre se acumule en sus piernas, utilizar medias de compresión y tomar medicamentos anticoagulantes.