EBSCO Health

Print PageSend to a Friend
Health Library Home>Enfermedades>Article

Cirrosis

Definición

La cirrosis es la fibrosis del hígado que causa daño permanente. El tejido cicatricial causa problemas con el flujo sanguíneo e impide que el hígado funcione como debería. Esto puede alterar las funciones normales del cuerpo.

El tratamiento precoz puede mejorar los resultados.

Causas

Estas son las causas:

Factores de riesgo

Los factores que pueden aumentar el riesgo de este problema son los siguientes:

Síntomas

La cirrosis no suele provocar síntomas en las primeras etapas. Los síntomas comienzan cuando el tejido cicatricial reemplaza a las células sanas, y el hígado comienza a fallar. Los síntomas que presenta una persona dependen de la magnitud del daño.

Los problemas pueden ser los siguientes:

  • Sensación de cansancio y debilidad
  • Náuseas
  • Falta de hambre
  • Pérdida de peso
  • Vasos sanguíneos pequeños, rojos y en forma de araña debajo de la piel
  • Pechos agrandados y sensibles en los hombres
  • Problemas para mantener una erección en los hombres

Cuando la enfermedad empeora, pueden observarse estos problemas:

  • Pérdida del vello corporal
  • Sangrado y moretones
  • Hinchazón abdominal y dolor con la palpación
  • Comezón
  • Coloración amarillenta de la piel o los ojos
  • Vómitos con sangre
  • Cambios en la función mental
  • Orina oscura
  • Inflamación de las piernas y el abdomen

Diagnóstico

El médico le preguntará sobre sus síntomas y antecedentes clínicos. Se le realizará una exploración física.

Se realizarán análisis de sangre para buscar signos de problemas hepáticos.

Una biopsia hepática puede confirmar el diagnóstico. Se usa una aguja para obtener una muestra de tejido del hígado. En un laboratorio, se buscarán los signos de fibrosis o enfermedad en el tejido.

Se pueden realizar otras pruebas para definir la causa o la gravedad.

Tratamiento

Cualquier causa subyacente deberá tratarse.

No existe cura. El objetivo del tratamiento es evitar más daños, controlar los síntomas y reducir el riesgo de problemas. Las opciones son las siguientes:

  • Cambios en la dieta, como mantener una dieta bien equilibrada y limitar la proteína y la sal
  • Cambios en el estilo de vida, como no beber alcohol
  • Medicamentos para lo siguiente:
    • Disminuir la absorción de los desechos y toxinas en el sistema digestivo
    • Reducir el riesgo de ruptura de los vasos sanguíneos
    • Combatir las infecciones
    • Derramar el exceso de líquidos
  • Aplicación de vacunas contra la gripe, la neumonía y la hepatitis

Las personas que no se benefician con estos métodos pueden necesitar un trasplante de hígado. Otras personas pueden necesitar una endoscopia para ligar los vasos sanguíneos sangrantes o inyectar drogas a fin de inducir la coagulación.

Prevención

El riesgo de este problema puede reducirse de las siguientes maneras:

RESOURCES:

American Gastroenterological Association
http://www.gastro.org

American Liver Foundation
https://liverfoundation.org

CANADIAN RESOURCES:

Canadian Liver Foundation
https://www.liver.ca

Health Canada
https://www.canada.ca

REFERENCES:

Cirrhosis. National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases website. Available at: https://www.niddk.nih.gov/health-information/liver-disease/cirrhosis. Accessed February 9, 2021.

Cirrhosis of the liver. EBSCO DynaMed website. Available at: https://www.dynamed.com/condition/cirrhosis-of-the-liver-31. Accessed February 9, 2021.

Ge PS, Runyon BA. Treatment of Patients with Cirrhosis. N Engl J Med. 2016 Aug 25;375(8):767-777.

Hepatitis C: screening. US Preventive Services Task Force website. Available at: https://www.uspreventiveservicestaskforce.org/Page/Document/UpdateSummaryFinal/hepatitis-c-screening?ds=1&s=hepatitis%20C. Accessed February 9, 2021.

Ultima revisión December 2020 por EBSCO Medical Review Board James P. Cornell, MD Last Updated: 02/09/2021